Logo

Actualidad

Josep Otón pronuncia la lección inaugural del curso 2018-2019 del ISCREB con el título "¿Un Dios Transparente?"

Redacció Iscreb - General

Josep Otón, Doctor en Historia por la Universidad de Barcelona, catedrático de enseñanza secundaria y profesor del ISCREB desde el año 2002 ha pronunciado la lección inaugural del curso 2018-19 del Instituto Secundario de Ciencias Religiosas de Barcelona (ISCREB), en un acto que se ha celebrado en el Aula Magna del Seminario Conciliar de Barcelona, bajo el título "Un Dios transparente?" 

Josep Otón ha hablado de la transparencia relacionada con el misterio y como signo del tiempo: "tal vez, plantear si Dios es o no transparente pueda ser una osadía. O bien, un intento legítimo de hablar de la fe en un lenguaje plausible para nuestro tiempo". "Teniendo en cuenta la historia del arte, la filosofía, la teología y la experiencia cotidiana es posible abastecer un relato cristiano que encaje con la actual preocupación por la transparencia, en sintonía con los signos del tiempo". También ha reflexionado sobre el término Transparencia al que ha asignado un significado obvio y inequívoco: "se puede aplicar el calificativo de transparente a algo claro, evidente, que se comprende sin duda y a la vez tiene un sentido metafórico y toda metáfora es una forma de transparencia, una idea que insinúa otra."

El profesor ha descrito la sociedad que ha eregido la transparencia como valor que la identifica, sobre su utopía, distopias y posmodernidad: "la trasparencia pasa a ser un concepto ambiguo que tento nos remite a los ideales democráticos de honestidad y honradez, como al control de los individuos para mayor disponibilidad de sus datos personales y la reducción de su espacio de privacidad. Ellos mismos, pero, no son los cómplices de dejarse llevar por la deducción del exhibicionismo mediático, de la exposición pública."

También ha enmarcado el concepto de transparencia y el tiempo en el que se sitúa el término, ha hecho reflexionar a la audiencia sobre la transparencia en el ámbito religioso: "el énfasis en la trasparencia de la sociedad actual parece no encontrar eco en el territorio sagrado. Las religiones se resisten al escrutinio público". Sobre este escenario, ha desarrollado la idea de un Dios opaco, de una trasparencia desacralizada, y de una trasparencia tofánica. "La trasparencia es una presencia que percibimos como ausencia. Es el paradigma de lo invisible, de la sublimidad de la dimensión espiritual. Sus características físicas evocan la sutilidad, la inmaterialidad, la intangibilidad. Expresa el anhelo de desmaterialización y también simboliza la sinceridad, autenticidad y pureza. Teniendo en cuenta este punto de vista, no es de extrañar que en las fuentes bíblicas podemos encontrar, además de referencias sobre la opacidad de Dios, fragmentos que otorgan a la trasparencia un sentido espiritual y trascendente."

Ha habido tiempo para pensar sobre la trasparencia relacionada con la espiritualidad, señalando la trasparencia interior, la trasparencia evangélica y la reveladora, la trasparencia bajo la forma de lente, de aparador, de velo y celosía. "Si bien Dios, entendido como misterio, no puede ser, por definición trasparente, el individuo en la medida que asume la propia trasparencia, puede albergar el sentido último de la realidad, de su trascendencia. Entonces, está en disposición de encontrarse con lo absoluto para que Dios sea en él, en cierta medida, más trasparente."

El director del ISCREB, Ramon Batlle, ha anunciado cambios en el equipo del Iscreb, y nuevas iniciativas pedagógicas que se inspiran en la Constitución apostólica Veritatis Gaudium del Papa Francesc. “Este texto resulta la norma orientativa para las instituciones académicas eclesiásticas. En ella, el santo Padre nos da esperanza para que los estudios eclesiásticos reciban la renovación sabia y valiente que se requiere para una transformación misionara de una iglesia en salida."

Durante el curso 2017-2018, el centro ha contado con un total de 827 alumnos. Esta es la cifra resultante de la suma de 130 alumnos presenciales478 alumnos virtuales, y 233 alumnos de los cursos de extensión universitaria.

 En el acto también se entregarán los diplomas de diplomado y licenciado en Ciencias Religiosas correspondientes al curso 2017-2018.